Connect with us

Hi, what are you looking for?

Política

Multas caras como la nafta: advierten que el nuevo Código de Convivencia dolariza todas las infracciones

Multas como cruzar la calle sin respetar la senda peatonal, tener en mal estado la vereda particular, no respetar el semáforo en rojo como peatón, entre otras, podrían llegar a dolarizarse. Es que, según surge del análisis del nuevo Código de Convivencia que presentó en el Concejo el intendente Pablo Javkin, en marzo de este año, todas las infracciones de la ciudad pasarían a estar atadas al precio de la nafta, es decir que se “dolarizarían”.

El proyecto oficial, que ya se encuentra en debate en el Palacio Vasallo y que promete ser aprobado, si bien pretende “ordenar” la ciudad incorporando nuevas contravenciones que se ajusten a los tiempos que corren, incorpora este punto clave que enciende las alertas de la oposición.

Dado que en el actual Código solamente las multas de tránsito están “dolarizadas”, este cambio genera polémica entre los ediles que entienden que muchas infracciones “menores” pasarían a tener un costo muy elevado, con el agravante de que se irían actualizando en base al aumento de la nafta.

A modo de referencia, solamente en 2020 el combustible aumentó 10 veces y en lo que va del 2021 el ajuste fue del 28 % en promedio y 34, 5 % para la nafta súper. El mayor problema con los aumentos regidos por la divisa estadounidense es que los salarios –en pesos– nunca se adecuan al mismo nivel, por ende, temen que las multas se tornen impagables.

Desde el bloque Juntos Por el Cambio armaron un proyecto que busca modificar el punto en cuestión y debatir un nuevo expediente que segmente las infracciones en dos unidades de medidas diferentes: una atada al dólar (UF) y otra en pesos (US).

La “dolarización”

En base a la iniciativa del Ejecutivo municipal, todas las infracciones que se cometan en Rosario tendrían una sanción económica basada en Unidades Fijas (UF). Esto implicaría que el costo de cada una de ellas equivaldría al menor precio de venta al público de un litro de nafta, el cual está supeditado al valor del dólar. Es decir que, si aumentara la nafta, aumentarían también las multas.

Por ejemplo, según indica el Artículo 150: “La colocación de mesas, sillas y/o toldos en el espacio público sin permiso previo exigible, o en mayor número del permitido, o instaladas en forma antirreglamentaria, será sancionada con multa de 75 a 375 UF y/o clausura hasta 90 días”. Esto implica que el costo económico, por dicha infracción, sería entre 7.500 y 37.500 pesos, si se contempla que el litro de nafta más barato se ubica en 100 pesos.

Para que no queden dudas, en el Artículo 27 se expresa con claridad la “dolarización”: “Queda establecido que la ‘Unidad Fija’ (UF) es la unidad de sanción que utilizará el Código y que su adecuación operará automáticamente con cada incremento que se produzca sobre el valor de la nafta”.

Esto genera resistencias entre concejales de la oposición que entienden que dicha unidad de sanción, que históricamente se utilizó para las infracciones de tránsito, no debería extenderse a multas por infracciones “menos graves”.

Según el proyecto, si un peatón, por ejemplo, no respeta las señales de tránsito o los semáforos y cruza mal la calle, puede tener penas económicas que oscilen entre los 500 y los 2.500 pesos (de 5 a 25 UF), siempre y cuando se sostenga a 100 pesos el litro de nafta. Si aumentara, también se modificaría el valor en pesos.

Otro caso que llamó la atención de los ediles es el artículo 272, que señala que “la falta de mantenimiento de vereda que la hagan intransitable o no se adecúen a las exigencias reglamentarias será sancionada con una multa de 150 a 3.800 UF”, es decir que el costo oscilaría entre los 15 mil y los 380 mil pesos.

Según el proyecto, si un peatón no respeta las señales de tránsito o los semáforos y cruza mal la calle, puede tener penas que oscilen entre los 500 y los 2.500 pesos, siempre y cuando se sostenga a 100 pesos el litro de nafta

Para el economista Sergio Arelovich, el problema “no es que las multas estén dolarizadas”, sino algo mucho “más profundo” que tiene que ver con el hecho de que “los aumentos salariales no van nunca de la mano de los aumentos de precios”, explicó a Suma Política. “Si esto fuera así no tendríamos problemas en que las multas estén vinculadas al aumento de la nafta, porque irían al mismo ritmo que los sueldos”.

Desde el bloque Juntos Por el Cambio -integrado por Germana Figueroa Casas, Ana Martínez, Alejandro Rosselló y Carlos Cardozo- presentaron un proyecto para modificar “la dolarización de todas las multas” que convalidaría el oficialismo.

Según contó a este medio Figueroa Casas, en la Comisión de Gobierno del Concejo “se discutió este punto, pero no hubo cambios al respecto”. Por eso “proponemos que haya dos unidades distintas para determinar el valor de las multas: Unidades Fijas (UF) y Unidades de Sanción (US), que serían en pesos”.

La diferencia entre ambas, es que la US equivaldría a 50 pesos, que se ajustarían en forma automática, en los meses de marzo y septiembre de cada año, en virtud del promedio simple de las variaciones semestrales acumuladas del índice de Precios al Consumidor elaborado por el Instituto Provincial de Estadísticas y Censos (IPEC) y el índice de Precios Internos al Por Mayor elaborado por el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INDEC).

La sanción de la multa se determinaría en UF o US, según el tipo de falta, entendiendo que las infracciones que no estén ligadas al tránsito se abonarían en pesos, mitigando el impacto que generaría una contravención atada al valor del dólar.

De corregirse “la dolarización de todas las multas” y de aplicarse la fórmula propuesta por JxC, los montos citados anteriormente quedarían de la siguiente manera:

  • Por no mantener en condiciones la vereda se pasaría de una posible sanción económica oficialista de entre 15 mil a 380 mil pesos (150 a 3.800 UF) a una que rondaría entre 7.500 y 190 mil pesos.
  • Por colocación de mesas, sillas y/o toldos en el espacio público sin permiso previo exigible, o en mayor número del permitido, o instaladas en forma antirreglamentaria se pasaría de 7.500 y 37.500 pesos (75 a 375 UF) a 3.750 y 18.750 pesos.
  • Por no respetar las señales de tránsito o los semáforos y cruzar mal la calle las multas pasarían de 500 y 2.500 pesos (de 5 a 25 UF) a 250 y 1.250 pesos.

Ahora el Concejo deberá retomar el tema y discutirlo puntillosamente a raíz del expediente presentado y debatir las modalidades de cobro de multas e, incluso, las cifras y los valores mínimos y máximos con los que un juez de Faltas puede sancionar.

Facebook comentarios
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar

Suma Política. Todos los derechos reservados. 2020