Connect with us

Hi, what are you looking for?

Política

Socialistas en la encrucijada nacional: entre el Frente Progresista, el peronismo federal y Juntos por el Cambio

Mientras en Santa Fe relanzó el Frente Amplio Progresista, en Córdoba se sumará al espacio peronista del gobernador Juan Schiaretti y en provincia de Buenos Aires y Capital Federal se presentará en las próximas elecciones nada menos que con Juntos por el Cambio. El Partido Socialista aparece así desdoblado en sus alianzas electorales.

La flamante presidenta del partido, Mónica Fein, explicó a Suma Política que la recomendación que hizo como autoridad para todo el país es participar junto a “terceros espacios” y esquivar así la confrontación que propicia la grieta. También opinó sobre las decisiones adoptadas en los dos principales distritos de aliarse con sectores ubicados en las antípodas de los postulados del socialismo.

La propia Fein mantuvo reuniones con Florencio Randazzo y se hubiera inclinado por un acuerdo con ese sector del peronismo, aunque no con demasiada convicción, sino más bien en el marco de esa estrategia de alentar terceras posiciones.

Para el sector interno del socialismo que le disputó las elecciones tampoco esa era una buena opción. Desde el sector denominado Bases no se imaginan ni con el macrismo ni con el peronismo federal. “Randazzo está operado por Pichetto, que nunca se fue del peronismo, y coordinado por Eduardo Duhalde y Oscar Barrionuevo, lo peor del peronismo”, despotrican.

En la provincia más importante del país, Buenos Aires, el socialismo se mostró dividido en sus preferencias entre tres espacios políticos bien distintos: el sector de Fein con Randazzo, el oficialista de Roy Cortina con Juntos por el Cambio y el sector opositor Bases con el socialismo auténtico y otras agrupaciones de izquierda, que incluyen hasta el Partido Humanista.

Fein reunida con Randazzo | Imagen de archivo

El malestar que provocó que el consejo provincial del Partido Socialista de la provincia de Buenos Aires, que lidera Roy Cortina, haya aprobado la incorporación del PS a la alianza de Juntos por el Cambios empieza a exteriorizar entre los afiliados socialistas.

En una declaración pública expresaron su repudio y recuerdan que “el partido que lidera la alianza en Buenos Aires es Propuesta Republicana (Pro), que ya gobernó el país entre 2015 y 2019 dejando graves consecuencias económicas y sociales, y se autodefine como un partido conservador”.

Destacan que “en 2017 se afilió a la Unión Internacional Demócrata, una liga mundial de partidos conservadores y de derecha, junto a la Ucedé, un histórico partido de derecha y liberal ortodoxo, que también integra esa alianza”.

Los afiliados al PS resaltaron que su partido, “en 125 años de historia argentina, ha luchado durante décadas por las principales reivindicaciones sociales y humanistas de la izquierda democrática (los derechos de los trabajadores, el sufragio femenino, los derechos humanos, la defensa de las minorías), y del que han surgido grandes prohombres intachables como Alfredo Palacios, Alicia Moreau, Juan B. Justo, Alfredo Bravo, Guillermo Estévez Boero y Hermes Binner”, por lo que dicen: “sentimos una enorme preocupación por el destino de nuestro partido”, raíz de lo que pasa ahora.

Resaltan los afiliados al PS que “con estas nefastas decisiones, el partido corre peligro de perder completamente su identidad y ser entregado como un sello a la derecha conservadora por meros intereses personalistas de algunos dirigentes”.

El dirigente rosarino de Bases, Eduardo Di Pollina, reveló que “es la primera vez que se da esta atomización en el partido” y la adjudica a que “la conducción no tiene rumbo coherente”. También destacó que “en las provincias donde nuestro sector interno conduce, se hicieron frentes progresistas como en Santa Fe. Eso pasó en Río Negro, Neuquén, Tucumán y Misiones. Por el contrario, en provincias como Jujuy, Mendoza y Corrientes también se concretaron alianzas que pivotean entre el peronismo federal y Juntos por el Cambio, las dos expresiones de la derecha conservadora argentina”.

Fein propone apoyar “terceros espacios”

La presidenta del PS a nivel nacional, Mónica Fein respondió a Suma Polìtica sobre estas cuestiones:

—¿Cuál es la política de alianzas del socialismo a nivel nacional?

Estamos convencidos que no hay que sumar al antagonismo, la polaridad nos lleva puestos y si no bajamos la confrontación no tenemos futuro. Por eso la conducción nacional del partido resolvió para estas elecciones la construcción de terceros espacios. Lo pudimos hacer en algunos lugares. En Santa Fe fue hasta un congreso partidario respaldó avanzar con el Frente Amplio Progresista. En otros lugares las conducciones provinciales que ganaron las elecciones partidarias resolvieron otra cosa.

—¿Qué pasó en Capital Federal y provincia de Buenos Aires donde el partido terminó aliado a Juntos por el Cambio?

—El partido tiene autonomía. Lo resolvieron las autoridades de ese distrito, que se impusieron en la interna partidaria por doscientos o trescientos votos. Es el sector de Roy Cortina que resolvió ir con Juntos por el Cambio en Capital y provincia de Buenos Aires. Esto es resistido por una gran mayoría que prefería ir con Randazzo, porque representa ese tercer espacio al que nos queremos sumar.

—Y en Córdoba, ¿por qué con Schiaretti?

—En Córdoba vamos con “Hacemos Córdoba”, un espacio con el que ya veníamos trabajando, porque lo vemos como un tercer espacio. Schiaretti hoy representa un tercer espacio con respecto al kirchnerismo y Juntos por el Cambio. Porque estamos convencidos que no hay que sumar al antagonismo. La polaridad nos lleva puestos y, si no bajamos la confrontación, no tenemos futuro.

—En Rosario tampoco se alcanzó la unidad.

—Nosotros veníamos trabajando por la unidad y nos lamentamos de no haberla logrado, pero vemos que el resto de los frentes son un popurrí de listas. Así que no es tan grave.

—¿Y qué va a pasar con las candidaturas nacionales? ¿Se anota en la lista de diputados?

—Estoy más que dispuesta a representar al Frente Amplio Progresista, pero no es una condición que yo sea diputada. Si buscamos una lista de unidad, pondremos a discutir todo, excepto la candidatura a senadora de Clara [García], que es algo nuevo, pero con mucha trayectoria. Es una buena candidata. Se que hay compañeros que también tienen expectativas. Estamos en diálogo y trabajando por la unidad. En el peor de los casos vamos a competir dentro del Frente Progresista. En Buenos Aires el problema es más grave porque la discusión es por ver en qué frente estamos.

Facebook comentarios

Autor

  • Periodista. Licenciado en Comunicación Social de la UNR. Ex jefe de Redacción de La Capital. Twitter: @DanielAbba_

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar

Suma Política. Todos los derechos reservados. 2020